lunes, 10 de septiembre de 2012

Hagámoslo Funcionar.

Muchos consigues tener su historia de amor. Logran que alguien les quiera tanto como ellos les quieren. Sin embargo, yo nunca encuentro esa persona. No está en ninguna parte y ninguno pasa de ser ese sapo que besas esperando que aparezca un príncipe. Que yo tampoco pido tanto. Simplemente me gustaría que por una vez alguien me diera una oportunidad para poder demostrar que puedo hacerle feliz. que por muy rara que sea también puedo sacar sonrisas en los peores momentos y dejarme hacer mejor por esa persona que sepa ver algo especial en mí. Sé que no soy esa princesa de precioso pelo, sonrisa bonita, piernas esbeltas y cuerpo diez. Me falta mucho para ser perfecta, y a veces de verdad siento no poder serlo para algunas personas. Sin embargo, por una vez quisiera arriesgar. Ser algo más que la chica que empotras contra la pared en una noche loca y luego te olvidas de ella. Que vale, eso me gusta, pero mi autoestima empieza a notar los golpes que recibe. Ella solo quiere que alguien la aprecie un poco. Que le saque sonrisas y le haga reír. Solo busca alguien capaz de darle eso que otras tantas tienen. Una pequeña historia que dure más que una noche sin luna ni estrellas. Algo que no deje este vacío que mi cuerpo se está acostumbrando a sentir. Se repite una y otra vez a sí mismo que esto no es normal. Que no puede ser que la vida sea tan gris después de todo. Y es que mucha gente encuentra algo por lo que levantarse día a día, pero lo mío cada vez tiene menos peso. Me gustaría que todo fuera más fácil. Que mi mente no necesitara sentirse útil por una vez y que se dejara llevar por las corrientes de la vida de alguien. Aunque solo fuera por unos días. No necesito que sea eterno. No quiero un "para siempre", solo que alguien me enseñe a vivir dependiendo de otra persona. Cómo dejarme proteger sin miedo a caer al vacío. Confiar a ciegas creo que lo llaman. Quiero tener algo que merezca la pena. Algo que sea tan importante que el mundo deje de importar, a pesar de que tampoco es que normalmente le dé mucha importancia.
Volemos sin alas.
Es posible que todo salga mal, pero también es probable que todo vaya bien.
Siempre va bien.

2 comentarios:

antonella * dijo...

Hola, no te desesperes cuando abrás los ojos el chico indicado va a estar ahí con vos. Capaz que todavía no es el momento, pero quedate tranqui que va a llegar, y vas a poder entregar ese amor, y esa felicidad a ese alguien.

Te siento en mis sueños ♥

Jeny dijo...

Digamos que yo lo encontré cuando estaba resignada y ya no pensaba en amor!